ENTREVISTA CON EL V:.H:. OVIDIO AGUILAR MEZA, Gran Maestro Adjunto de la Gran Logia de la República de Venezuela.

ENTREVISTA CON EL V:.H:. OVIDIO AGUILAR MEZA, Gran Maestro Adjunto de la Gran Logia de la República de Venezuela.

¿En su opinión qué papel ha jugado la masonería en la historia de Venezuela?

Los masones han estado presente en la historia de Venezuela, desde el año de 1797, cuando se develó la llamada Conspiración de Gual y España, posterior al arriboen 1796 a Venezuela de los prisioneros desterrados españoles Juan Bautista Picornell, Manuel Cortés Campomanes y José Lax, quienes entraron en conversación con sus carceleros venezolanos en el Castillo del puerto de La Guaira, José María España y Manuel Gual. La tradición masónica afirma que los prisioneros españoles eran masones e iniciaron a los venezolanos en el propio castillo.

Asimismo, en la Independencia de Venezuela, muchos fueron los próceres que alimentados por las consignas de la Revolución Francesa, Libertad, Igualdad y Fraternidad, y las obras de los Enciclopedistas, se habrían Iniciado en logias clandestinas. Ya en 1810 se hablaba de logias en varias ciudades de Venezuela, hasta la fundación de la Gran Logia de la República de Venezuela el 24 de Junio de 1824 por un prócer civil, el Dr Diego Bautista Urbaneja, su Primer Gran Maestro, y luego, tras la disolución de la Gran Colombia, se refundó en 1838. Igualmente el Supremo Consejo Confederado del Grado 33 para la República de Venezuela. En otras palabras, la Independencia de Venezuela tuvo en roles protagónicos a muchos masones, comenzando por El Libertador Simón Bolívar, el Generalísimo Francisco de Miranda, los Generales José Antonio Páez, Carlos Soublette, Rafael Urdaneta, Francisco Bermúdez, Santiago Mariño, así como destacados próceres civiles, comenzando por el propio Diego Bautista Urbaneja, Juan Germán Roscio y tantos otros más.

Posteriormente, en el siglo XIX,  de los quince presidentes que tuvo la nación, 13 pertenecieron a la masonería y los restos de mucho de ellos se encuentran en el Panteón Nacional de Venezuela.

Luego, en el siglo XX, la presencia de los masones en los destinos del país se vio reducido grandemente, y es una autocrítica que hemos venido desarrollando para el despertar de la conciencia ciudadana del masón. Mientras que lo que va del siglo XXI, ya se denotan algunos destacados masones en el quehacer nacional a nivel político, empresarial, profesional, científico y social, lo que augura que la masonería del tercer milenio tendrá nuevamente a muchos masones en la palestra.

¿Cuál debe ser el rol de los masones frente a la actual crisis de Venezuela?

En primer lugar, lo primero que hay que destacar es que la principal crisis en Venezuela es de carácter ético y moral, los antivalores se han apoderado de la sociedad a niveles extremos, por lo cual, el masón, por condición natural está formado para ser agente de cambios sociales, la historia universal, y en particular la de Venezuela, así lo ha demostrado.

Los masones están preparados para sumir tareas fundamentales en la sociedad, sobre todo, los Maestros Masones, quienes se asume están imbuidos y formados masónicamente de los preceptos y postulados que propende la masonería, tales como la libertad de conciencia, de pensamiento y de opinión, el respeto a la opinión ajena como la propia, la tolerancia.

Bajo esta premisa,  el masón debe tomar iniciativas en la comunidad, en los gremios profesionales, empresariales y comerciales, en la que la misma sociedad identifique a un líder diferente, con valores y practicante de las virtudes.

¿Cómo hacer que los valores masónicos incidan en el desarrollo ético y moral de su país?

Precisamente, tal y como refería anteriormente, los valores masónicos están intrínsecos en cada uno de los Iniciados, de esta manera, si cada uno de ellos lleva a la sociedad dichos valores, con la práctica, más que con enunciados, inexorablemente generará cambios en ella, desde los más mínimos y quizás insignificantes en el medio en el que se desenvuelva, hasta aquellos en proporciones importantes.

Por tal razón estamos promoviendo un movimiento que hemos llamado DE LA MASONERÍA ESPECULATIVA A LA MASONERÍA EJECUTIVA, que se trata de convertir en hechos y realidades los postulados especulativos, que llevamos 300 años enunciándolos entre las Columnas de nuestros templos, considerando que LLEGÓ EL MOMENTO DE EJECUTAR LOS POSTULADOS MASÓNICOS.

Venezuela, hoy en día, está ávida de personas formadas con estas características, que dirijan los destinos del país en todas las manifestaciones del quehacer nacional.  Es impostergable e ineludible para los masones, tenemos un legado que cumplir.  No se trata de nuevos próceres ni héroes, se trata de NUEVOS CIUDADANOS…Y LA MASONERÍA TRANSFORMA HABITANTES EN CIUDADANOS

Esa es la Masonería del Tercer Milenio, la de las nuevas generaciones de masones, esas que van creciendo con un siglo que en apenas 19 años, ha realizado los avances tecnológicos y científicos más sorprendentes que en toda la historia de la humanidad, derribando paradigmas. Y la masonería debe tener respuesta a esa nueva generación. No se trata de cambiar nuestros postulados que son INVARIABLES, lo que es variable son los métodos.

¿Qué es la masonería regular y qué la irregular?

Esta es una condición universalmente aceptada en la masonería, basada en aspectos que las diferencian profundamente. No se trata de considerar superior o inferior a quienes practican una u otra, o de utilizar esta condición de forma peyorativa. Cada masón, logia o Gran Logia es libre de practicar la masonería que considere propia, pero hay condiciones invariables en la masonería regular que la hace diferente. Los principales fundamentos para ello, son el rito practicado, regularidad e irregularidad de origen, el cuerpo de leyes que rigen a alguna Gran Logia, la creencia en un Ser Supremo y la presencia del Volumen de la Ley Sagrada, entre otros elementos establecidos por los Tratados de Reconocimiento de Grandes Logias Regulares.

¿Promovería usted un reencuentro y reconocimiento muto entre los masones regulares e irregulares?

Esta es una pregunta muy delicada y compleja en estos momentos en la masonería venezolana, y no me corresponde a mí emitir una respuesta al respecto. Para ello tenemos a nuestro vocero oficial, que es el Muy Respetable Gran Maestro, y mi respuesta puede ser inconveniente.

No obstante, en mi opinión muy personal sin comprometer en absoluto a la Institución, tal y como respondía anteriormente, no se trata de utilizar el término irregular de forma peyorativa, simplemente que hay masones, logias y Grandes Logias que poseen un Cuerpo de Leyes que no es la universalmente aceptada por la masonería regular, lo cual no quiere decir si es peor o mejor, sencillamente que no es la reconocida por las Grandes Logias Regulares, eso elimina la posibilidad de un reconocimiento mutuo como Institución, lo cual no significa que no nos tratemos fraternalmente.

Hay muchos casos de QQ:.HH.. regulares que poseen familiares y amigos Iniciados en otros Grandes Orientes no reconocidos como regulares, no podríamos pretender entonces en que no se tratasen con  amor fraternal. Yo en lo personal, para evitar la interpretación profana casi ipso facto del término irregular, los llamo hermanos separados y los trato con la mayor fraternidad, recibiendo de ellos el mismo trato. Pero esa condición existe, la acatamos y la respetamos.

¿Cómo ve las próximas elecciones de la Gran Logia de la República de Venezuela y qué cambios propone usted en caso que su opción gane?

Como es sabido, aspiro a la Gran Maestría de la Gran Logia de la República de Venezuela para el período 2020-2023.Nuestro lema está tomado de enunciados que la propia CMI y la Confederación de Grandes Logias Regulares ha promovido, adaptándolos a nuestra realidad: DE LA MASONERÍA ESPECULATIVA A LA MASONERÍA EJECUTIVA,…LA MASONERÍA DEL TERCER MILENIO

Tal y como referí anteriormente, se trata de ejecutar nuestros postulados especulativos y convertiros en realidad. Conformamos un equipo de masones formados doctrinalmente para llevar a cabo cambios en nuestra Institución, sin demagogia ni ofertas populistas masónicas. Dentro de los 18 cargos que representan la Junta Directiva de la Gran Logia, todos electos uninominalmente por la Maestría Masónica, hemos combinado experiencia de hermanos con mucho conocimiento, con funcionarios jóvenes, preparados y estudiosos, con la intención y propósito de sentar las bases de la masonería del tercer milenio y dejar a esta nueva generación las riendas de la Institución.

Hemos propuesto tres Columnas para la Masonería del Tercer Milenio: Doctrinal, Estructural y Organizacional. Su aplicación bajo una perspectiva gerencial, sentará las bases de una Organización adaptada a los nuevos tiempos. Hemos preparado un Sistema de Gestión de la Calidad adaptado a una Organización como la Gran Logia. Planteamos la formación doctrinal del masón como un proceso de mejora continua a través de los grados, como estados de conciencia. Y así como estos puntos, otros de gran importancia para el mejor desenvolvimiento de la Institución.

Es importante señalar, que las elecciones de Gran Logia, no son elecciones de un sindicato, un gremio ni mucho menos políticas. Son procesos serios y complejos que requieren de análisis y estudio de las circunstancias de la Institución, para proponer soluciones integrales sensatas, estudiadas y con sentido de la realidad.

¿Algún mensaje final?

En primer lugar agradecer la fraternal y gentil invitación para hacer del conocimiento de los miles de usuarios que visitan este portal, nuestra posición ante las circunstancias que rodean al país y a Nuestra Augusta Orden en sí.

Por otro lado, enviar un mensaje positivo y esperanzador a la masonería venezolana, en particular la Maestría que elegirá en enero próximo los destinos de la Institución.

Mi mensaje está fundamentado en la libertad de conciencia a la hora de elegir a las próximas autoridades, sin compromisos personales ni presiones, somos hombres libres y de buenas costumbres, que practicamos las virtudes y cavamos calabozos a los vicios, y la elección de las autoridades, el acto más profano de la masonería, debe ser un proceso limpio y fraternal, en el que todos vayamos unidos en armonía a nuestra logia a elegir al Gran Maestro y su Junta Directiva con la convicción de que es el más apto y preparado para tan elevada responsabilidad, para luego continuar todos unidos en bien general de la Orden…quiero finalmente dejar un mensaje a la Maestría Masónica: MÁS  QUE PREOCUPARNOS POR LA MASONERÍA QUE DEJAREMOS A NUESTROS APRENDICES Y COMPAÑEROS, OCUPÉMONOS DE LOS COMPAÑEROS Y APRENDICES QUE DEJAREMOS A LA MASONERÍA

Reciban mi Triple Abrazo Fraternal

Deja un comentario