Platon el pensador.

Platón nació hacia el año 427 A.C en Atenas en el seno de una familia aristocrática ateniense. Era hijo de Aristón y de Perictione.

Platón fue un pensador griego que era pupilo de Sócrates y llegó a ser profesor de Aristóteles. Los diferentes escritos lo que buscaban era explorar la justicia, igualdad y belleza. Fue un importante y famoso filósofo griego creador de la Academia, escribió serca de 200 libros y de muchas obras filosóficas como Apología de Sócrates, Diálogos, Timeo, Critón, Carta VII, Gorgias, Protágoras y La república.

Teoría Filosófica

Se basó principalmente en la teoría de las ideas, gracias a la cual articulaba todo su pensamiento filosófico. Contaba con dos formas de ver la realidad, una inteligible que se llamaba idea y que para él era eterna a inmaterial, siendo ajena al cambio y sensible. La sensible la formaban las cosas que tenían características materiales que se sometían a cambios y destrucción.

Él pensaba que las ideas estaban jerarquizadas, de forma que el primer rango correspondía a la idea de bien, en el cual también se encontraban los objetos estéticos y éticos. Después se encontraban las ideas sobre objetos matemáticos y por último las de las cosas..

Mediante mitos y alegorías Platón desarrolló sus doctrinas filosóficas. En su teoría de las formas o ideas, sostuvo que la realidad sensible es solo una “sombra” de otra más real, perfecta e inmutable. De ese mundo provienen todos los conceptos universales y el alma humana inmortal que está “encarcelada” en el cuerpo. Platón es considerado como uno de los fundadores de la filosofía política viajó dos veces a Siracusa, Sicilia, con intenciones de poner en práctica allí su proyecto, pero fracasó en ambas ocasiones y logró escapar penosamente y corriendo peligro su vida.

Uno de sus libro mas famoso fue “La República” lo que conocemos como “El mito de la caverna”. Este mito, que es en realidad una alegoría, es una representación metafórica de la vida humana en un determinado sentido.

En la alegoría, se describe a varios prisioneros confinados dentro de una cueva desde su nacimiento, sin ningún conocimiento del mundo externo, atados de pies, manos y cabeza, de manera que no pueden moverse ni girar sus cabezas en ninguna dirección.

Tan sólo pueden mirar hacia la pared que se encuentra enfrente.

Detrás se encuentra un pequeño muro, y detrás de este, una hoguera. Las personas del exterior a veces se pasean por la caverna, caminando entre el muro y el fuego llevando con ellos todo tipo de objetos, de modo que el fuego hace que sus sombras se proyecten sobre la pared a la que miran los prisioneros. Estos, al no conocer otra cosa, creen que dichas sombras son las formas reales del mundo, su mundo. Un día, uno de los prisioneros es liberado y llevado fuera de la cueva. Al principio, el drástico cambio entre oscuridad y luz le produce ceguera temporal, desorientándole por completo e impidiéndole ver con claridad las formas reales del mundo exterior. Tras unos segundos de habituamiento, el ex-prisionero empieza a recuperar la visión poco a poco, comenzando a vislumbrar las formas reales de las sombras proyectadas que hasta el momento había conocido. Sus ex-compañeros prisioneros creen que el  hecho de haber salido al exterior le ha vuelto completamente estúpido además de ciego y se niegan violentamente a ser liberados.

Esta historia es una alegoría de la vida de aquellas personas que buscan y encuentran la verdad. Los prisioneros son las personas que no se cultivan, los seres humanos ignorantes que dan por sentada su realidad y su única perspectiva, las personas sin hambre de conocimiento y sin ambición de crecimiento, las personas que no se cuestionan. El sol es la luz de la razón y el conocimiento que hace brillar la vida, y el rechazo de los prisioneros al ex-prisionero retornado es el rechazo que toda persona con conocimiento sufre cuando expone su sabiduría y verdad ante un mundo ignorante. Las personas no solo se sienten comodas y confiadas en su ignorancia, sino que son hostiles hacia quienes lo señalan.

Todos nacemos en la cueva, todos somos ignorantes al nacer pero es nuestro deber y nuestra responsabilidad para con nosotros mismos explorar la manera de salir de nuestras cuevas, romper con nuestros paradigmas que son las cadenas que nos atan a la cueva, abandonar la falsa creencia de que nuestra verdad es la única y nuestra realidad es la única tangible. Muchas de las cosas que perseguimos como la fama, el dinero, la belleza absoluta, la pareja perfecta o el trabajo de ensueño, son mucho menos reales de lo que creemos, y a menudo son fantasmas proyectados sobre nuestras frágiles y erróneas mentes.

Salir de la caverna significa abrir nuestra mente a nuevas perspectivas, respetar y aprender de la diversidad que nos ofrece la opinión. Se trata de aprender a escuchar, de no tratar de imponer nuestra verdad sobre los demás, de experimentar con lo nuevo y cuestionar lo viejo, de ser humildes y ganar consciencia de que el conocimiento es infinito y nosotros no lo poseemos.

Cada vez que aprendes algo, cada vez que abres los ojos para mirar en una nueva dirección, es imposible volver atrás. Ya no puedes cerrar los ojos y hacer comos si no hubiera pasado nada, no puedes ponerte una venda y hacer como que tal aprendizaje nunca ha existido, porque una vez lo conoces, ya es parte de ti. Y cuando trates de ponerte la venda, te quemará, porque estarás tratando de engañarte a ti mismo.

Todos contamos con falsos paradigmas, puntos de vista impuestos por las circunstancias de la vida, por la manera en la que hemos crecido, por nuestro entorno o incluso por la suerte que hemos tenido, y ser consciente de la existencia de estos paradigmas es el primer paso para romper con ellos y darnos la oportunidad de contemplar las cosas desde puntos de vista que, aunque siempre han estado enfrente de nosotros, nunca nos habíamos detenido antes a mirarlos. Así que para empezar por algún lado que tus mayores limitaciones no son económicas, no son sociales y no son físicas, son mentales. Que tu mayor enemigo no está fuera sino dentro, que sólo tú puedes romper esas limitaciones con la actitud, que el trabajo duro es mucho mejor que la virtud, que la desgracia si viene por sí sola, pero la suerte no lo hace.

Comments 2

  1. Hermoza reflexion ante un hecho mistico y real. Que nos falta disernir. Y solo la acusiosidad en nuestra mente y ver ese punto abstracto de luz que nos permita disernir

  2. Saludos hermanos soy de Quito , Ecuador Sud América nosotros los Constructures del nuevo ser humano, en todos los países hemos dado ejemplo de ser libres, la igualdad y la fraternidad en la parte social, pero nos hemos olvidado de ser operativos, formando empresas productivas en bien de los desposeídos pero por ello hemos caído en manos de los dominantes los banqueros chulqueros que juegan con los grandes intereses y ellos no invierten ni un centavo pero juegan sin conciencia con los ahorros gas y que reciben migajas y los créditos por las nubes que lastima. Bueno les mando un triple abrazo si quieren hacer proyectos en agricultura, ganadería, pesca, construcciones y a todo poner agregado y crear más proyectos de desarrollo. MM LEONARDO DROIRA CANELOS 0998579474. Y correo leonardodroira@hotmail. Com , en filosóficos grado 30 LIBERTAD IGUALDAD Y GRATERNIDAD

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *